El ozono en tu nevera, con Hotpoint

Freír casi sin aceite es posible